Project 2

DEPORTES EN MOJÁCAR

En Mojácar se puede disfrutar de paseos bonitos por senderos de gran belleza, inmersiones en este mar cálido y acogedor, de excursiones a los pueblos y playas, de actividades de aventura, de fiesta muy diversa y variada y del turismo cultural e histórico. Actividades marítimas, contactando con las escuelas de buceo; kayak, hidropedales o catamaranes.

 

Practicar deporte de bicicleta o senderismo, por las diferentes rutas con encanto:

  • Ruta la Mena-Macenas
  • Ruta de Sopalmo a la Adelfa
  • Ruta Sopalmo-Rambla la Granatilla

 

 

 

La Ruta: La Mena-Macenas

 

Amantes de la naturaleza, del deporte, del senderismo, de la sierra y del mar, todos están llamados a realizar una de las rutas más impresionantes de la costa en poco más de dos horas de recorrido y unos diez kilómetros de distancia.
Se trata del primer sendero oficial de Mojácar, que fue señalizado y balizado en abril de 2012. Recorre el camino que se originó durante el siglo XIX, durante las explotaciones mineras de hierro de La Mena de Macenas. Además, fue utilizado para el transporte de mercancías entre las localidades colindantes de Mojácar y Carboneras en la época en la que el trasiego de ganado era habitual o con la llegada de los primeros coches de gasóleo al levante almeriense, hacia los años 40 del siglo pasado.

Mar y montaña

Se trata de una ruta poco transitada y de dificultad media, con mayor afluencia de senderistas y una amplia presencia de bañistas si es verano. Pero para cualquier época del año, no dejará de impresionarle por sus vistas y la agradable sensación que ofrece la brisa marina sobre la altura de un acantilado.
Puede hacerse de forma circular o desandando el trayecto por cualquiera de las dos vías, la playa o la torre del Pirulico. La ruta se encuentra ampliamente señalizada y documentada durante todo el recorrido. Así, equipados de agua y bocadillos como tentempié, la ruta comienza al final de Mojácar Playa, pasado el conocido Hotel Indalo, en la zona de costa, para adentrarse por el antiguo camino de Mojácar a Carboneras; unos senderos que dejan siempre presente el mar y los abruptos acantilados del final de Sierra Cabrera.

Para pararse y disfrutar

La playa de Macenas se encuentra presidida por el Castillo del mismo nombre. Se trata de un edificio defensivo construido a mediados del siglo XVIII y que ha sido sede de Carabineros y de la Guardia Civil. Se trata de una playa rodeada de roca y arena gris, y muy concurrida en temporada de verano.
La silueta de la torre del Pirulico o del peñón se recorta en el paisaje desde el comienzo de la ruta. Se trata de una subida abrupta, por lo que su visita puede dejarse también para la bajada, aunque siempre pendientes de la pronunciada bajada. Con todo, esta bajada también permite ver de fondo la localidad de Mojácar. La torre cuenta con una terraza superior desde la que se domina el horizonte y en días despejados se puede divisar la zona costera desde las localidades de Carboneras hasta más allá de las renombradas playas de Pulpí.

Paisajismo único

Tras seguir el sendero, merece la pena volver la vista para disfrutar de la playa del Sombrerico o del Chalet Rosa de los Vientos. Además, durante el trayecto y sobre todo si estamos en temporada estival, se pueden encontrar abiertos los dos únicos chiringuitos que se encuentran en este privilegiado espacio del litoral almeriense.

La belleza paisajística y su riqueza medioambiental han multiplicado los usuarios de la ruta en los últimos años durante todos los meses del año, aprovechando las bondades de la zona. No obstante, se ha convertido en uno de los principales destinos en verano para la celebración en el Levante de Senderimos a la luz de la luna, en noches de luna llena.